Entradas

Mostrando las entradas de octubre, 2014

Frase del día

El mundo gira en un sentido absurdo mientras yo te espero.

 -Autor desconocido.

Recuerdos.

No hay nunca un porqué para un recuerdo; llega de repente así, sin pedir permiso. Y nunca sabes cuando se marchará.
-Autor desconocido.

Julio Cortázar.

“Admirar todo lo que guste, deleitarse con las más inocentes excusas, detener el tiempo mientras se ve a la persona amada hacer algo tan simple como hablar, fruncir el ceño o jugar infantil y tiernamente con un peluche. Agregue dulzura a gusto. Añada sonrisas, payasadas y bromas (las lágrimas no hacen mal si están medidas en proporción y están bien batidas con amor), regalos insignificantes como un beso en un momento inesperado o un papel escrito a las apuradas, pueden ser valorados más que una joya.”
Julio Cortázar.

Fragmentos.

Lo bonito de ti, es que puedes caminar sin que te interese un poco si alguien viene pisándote los pasos. Que te sientas en la acera a mitad del viaje porque estás cansada, mas no porque viajas sola. Lo que me gusta de ti, es tu independencia y tu coraje al hablar. Qué triunfo ganaría aquel que pueda callarte. Y que maldición también. Me gusta tu decisión y las noches que pasamos haciendo el amor hasta el amanecer. Me gusta que el otoño se sienta cada vez que el aire visita por debajo tu vestido. Y me gusta el lunar que hace lugar en tu espalda. Me gusta tu rebeldía… y tu imposibilidad.
Estefanía Mitre

El perseguidor, fragmento.

“Lo que pasa es que se creen sabios -dice de golpe-. Se creen sabios porque han juntado un montón de libros y se los han comido. Me da risa, porque en realidad son buenos muchachos y viven convencidos de que lo que estudian y lo que hacen son cosas muy difíciles y profundas. En el circo es igual, Bruno, y entre nosotros es igual. La gente se figura que algunas cosas son el colmo de la dificultad, y por eso aplauden a los trapecistas, o a mí. Yo no sé qué se imaginan, que uno se está haciendo pedazos para tocar bien, o que el trapesista se rompe los tendones cada vez que da un salto. En realidad las cosas verdaderamente difíciles son otras tan distintas, todo lo que la gente cree poder hacer a cada momento. Mirar, por ejemplo, o comprender a un perro o a un gato. Esas son las dificultades, las grandes dificultades.”
-Julio Cortázar. El perseguidor.